10 consejos para disfrutar del CBD en tu vida diaria

Share the love...
10 consejos para disfrutar del CBD en tu vida diaria

¿Cómo sería usar el CBD en tu vida diaria? El cannabidiol se ha convertido en uno de los ingredientes más prometedores para fomentar el bienestar. Pero, ¿es realmente útil?
Cada vez más estudios respaldan sus efectos positivos para aliviar el dolor crónico, además de otros beneficios. Por eso, en este artículo te vamos a explicar cómo el consumo de CBD puede tener efectos positivos para ti y tu familia a través de 10 consejos. ¡Vamos a leer sobre el cannabidiol CBD!

Consejo #1: Constancia

Empezamos la serie de consejos con el más sencillo. Para disfrutar de los posibles beneficios del CBD es necesario seguir una rutina.

Es decir, tomar aceite de CBD o vapear un e-líquido muy de vez en cuando puede ser insuficiente. El efecto del CBD en el sistema endocannabinoide es sutil, no se trata de un medicamento ni de una droga, sino de un apoyo al cuerpo y la mente.

Normalmente, el fabricante te indicará la dosis recomendada.

Consejo #2: No tengas falsas expectativas

Mucha gente todavía confunde el CBD con el uso del cannabis recreativo. Pero no tiene nada que ver.

En el cáñamo industrial, legal en muchos países, solo encontramos trazas de THC. El tetrahidrocannabinol (nombre completo del THC) es el responsable del famoso “colocón”.
Pero un producto CBD legal, por la propia legislación, no puede contener más allá de una cantidad ínfima de THC. Así que no sentiremos ningún efecto psicoactivo.

El uso de cannabinoides no psicoactivos puede proporcionarnos los beneficios de un mayor equilibrio corporal, una sensación de bienestar, etc. Pero no sentiremos ningún “subidón”.
Así que no esperes utilizar estos productos con fines recreativos.

Consejo #3: Consulta con tu médico si tienes dudas

En todo lo referente a tu salud, siempre debes consultar con un profesional sanitario cualquier duda que te surja. Especialmente si padeces alguna enfermedad o estás tomando fármacos.

Son muchos los estudios que indican que el CBD no provoca efectos secundarios destacados. No hay informes de que pueda ser perjudicial para la salud.

Muchas personas informan de efectos positivos, y apenas hay nada sobre consecuencias no deseadas.

Pero, ante cualquier duda, debes consultar siempre a una autoridad competente: tu médico.

Consejo #4: Biodisponibilidad

A la hora de tomar el CBD, tenemos muchas posibilidades. Podemos ingerirlo como aceite, caramelos, gotas… o aplicarlo en la piel en forma de cremas o ungüentos. También encontramos e-líquidos para vapear.

La diferencia entre una y otra presentación está en la biodisponibilidad. Cuanto más producto llegue al torrente sanguíneo, más lo aprovechamos.

Por lo general, el vapeo es el que más biodisponibilidad ofrece, pudiendo llegar al 50-60%.

Consejo #5: Mascotas

Sí, nuestra mascota también puede beneficiarse del CBD. Los perros (y otros animales) poseen un sistema endocannabinoide, lo cual es una buena noticia.

Aun así, hay muy poca literatura y estudios al respecto. Al parecer, el cannabidiol podría ayudar a calmar el estrés en perros, haciendo que se sientan mejor. Tal y como ocurre con las personas.

Puedes preguntar a tu veterinario o ver las distintas opciones que ofrecen los fabricantes de prestigio. Los resultados son muy prometedores y positivos, habiendo muchos testimonios de dueños muy contentos.

CBD para perros

Consejo #6: Origen de la materia prima

Como con muchos otros productos, el origen de lo que nos tomamos es muy importante. Y en el caso del CBD, doblemente importante.

Asegúrate de que el cannabidiol procede de un cultivo de cáñamo industrial que asegura un contenido casi nulo de THC (menor al 0.2% por lo general). Además, sería deseable que fuera ecológico y de países que impongan normativas estrictas al respecto.

Un cáñamo ecológico sin pesticidas ni fertilizantes es algo a tener muy en cuenta.

Consejo #7: Calidad del producto

No todos los productos CBD son iguales, ni mucho menos. Una marca de prestigio te va a ofrecer siempre la composición detallada. Y si el análisis lo hace un laboratorio independiente, mejor aún.

Es vital saber qué estás tomando. Un nivel óptimo de CBD, unido a una presencia muy baja de THC, es un indicador a verificar. Hay fabricantes que ofrecen CBD puro, y otros incluyen más cannabinoides presentes de forma natural, pero sin THC.

En cualquier caso, una buena calidad es la única forma de estar tranquilos.

Consejo #8: Vida sana

El CBD no es “mágico” ni se trata de un “producto milagro”. Es una sustancia con muy buenos comentarios, estudios documentados y que cada vez está más valorada.

Pero si padeces una enfermedad, o tu estilo de vida no es saludable, no lo va a solucionar.

El cannabidiol ayuda, pero debes tener un planteamiento holístico en tu estilo de vida. Una buena alimentación sana, ejercicio diario, una actitud positiva… unido al CBD.

Consejo #9: Sigue las indicaciones

No tomes más cantidad de la que te indique el frasco o prospecto. Es un desperdicio como mínimo. La dosis diaria está calculada para ser efectiva sin abusos.

Es mucho más importante la constancia que la cantidad puntual.

Consejo #10: Cuenta tu experiencia

El último consejo es también muy importante: cuenta cómo es (o ha sido) tu experiencia en foros, redes sociales, etc.

Así ayudarás al avance de la investigación del CBD, podrás ayudar a otras personas, y añadirás tu granito de arena para que todos conozcan este nuevo y maravilloso mundo de los cannabinoides.

Share the love...
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Welcome!

Please verify your age